Legado

Si dividiéramos la vida de una persona en cuatro, tendríamos que decir que el primer cuarto se vive durante la primera infancia, esto es, desde la gestación del vientre materno y hasta los 5 años. Claro, no corresponde a una división matemática sino a una división de acuerdo a la capacidad que el ser humano tiene para percibir, retener, adoptar, etc. Un alto porcentaje de los hábitos que nos acompañarán toda la vida, se adquieren en este tramo. Por ello es adecuado pensar sobre qué podemos hacer para aprovechar cada día de vida de nuestros amados hijos, imprimiendo en ellos un legado perdurable en el tiempo. Ahora bien, la historia nos dirá que nada es más perdurable que principios y valores de vida y sabemos que la Biblia contiene los mejores principios de vida. Cualquier centro educacional no impartirá principios y valores bíblicos, por ello es tan importante decidir dónde y con quién se educarán nuestros hijos, independiente al hecho que nosotros los padres somos los primeros maestros y el hogar es la más grande universidad.


Francisco Retamal Oettinger

Director Centro de Capacitación para la Vida


El Pastor Francisco Retamal será uno de los conferencista de Portadores de su Gloria -2016.